“Tipografía”
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Francisco Fernández-Pro: Letras breves... Homenaje a hombros.-Un día, siguiendo las enseñanzas de mi Hermano Curro Torres de los Reyes, escribí una soleá que decía:

El pensamiento decente,

es ése que tiene un Hombre…

y no conoce la gente.

Siempre fue una constante en mi vida, la confianza en la dignidad del Hombre como individuo, pero también lo fue mi escepticismo sobre el bien que puede surgir del anonimato de la masa. Aunque seamos seres sociales por naturaleza, muchas veces nos resulta dificilísimo marcar el paso con los demás o compartir el trabajo por una empresa común, sin que tengamos que rompernos de alguna forma en nuestra propia dignidad. Por eso, estas Letras Breves quiero dedicárselas a todos y cada uno de los miembros que formaron parte del Comité Organizador del IV Congreso Nacional Cofrade “Pasión a Hombros” que, durante el pasado fin de semana, se celebró en la población hermana de Marchena.

Por Écija, fuimos Rafael Benjumea, Francis Fuentes y yo mismo, los designados por la Junta Superior del Consejo de Hermandades y Cofradías, para participar en esta organización.

Desde principios de año, gente buena de Morón (Antonio Ramírez Escalera, Manolo Toro y Antonio Rojas) y de Marchena (José Manuel Sevillano, Fray Tomás, Juan Manuel Vicente, Manolo Labella, Ramón, Ricardo, Félix, Remigio, Miguel, Joaquín, María del Carmen y, sobre todo, el omnipresente e infatigable, Diego Carmona), junto a los que -un poco más tarde- se unieron desde Osuna (Curro Pérez, José Antonio Cabello y Pedro Santana), formamos un grupo de trabajo nada común,  ya que -contando con más de veinte personas- todos hablamos, todos nos escuchamos y entre todos decidimos todas las cosas.

Lógicamente, con estas premisas de trabajo, el Congreso ha sido un completo éxito de organización, aunque la respuesta de los cofrades no haya sido la esperada (en Écija, quizá, porque no se supo calibrar la importancia que tenía y que podía tener para la difusión de nuestra Semana Santa y el proyecto del IV Centenario del Voto Inmaculista, un evento que reunía a tantas personalidades, a tanta gente venida de tantas partes y que contaba con un presupuesto de más de veinte mil euros)

Personalmente, todo este proceso de organización, me ha servido para aceptar una realidad de la que había comenzado a dudar muy seriamente: que los hombres podemos trabajar juntos, cuando somos capaces de respetarnos, de escucharnos los unos a los otros y de mirarnos a los ojos, sin otros intereses que aquellos que compartimos y que no tienen segundas partes.

Gracias, hermanos de Morón, de Marchena y de mi madretierra Osuna. Muchísimas gracias. Hoy os lo debía por haberme retornado -con vuestras actitudes- a la esperanza sobre los hombres.

Francisco Fernández-Pro

Publicidad
Publicidad
Publicidad