“Tipografía”

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, ha presidido la reunión de trabajo del Grupo Técnico Asesor de Covid-19 donde se ha avalado extender el uso obligatorio de mascarillas en todo el territorio andaluz con el fin de evitar una posible transmisión comunitaria no controlada. Así, este medio de protección tendrá que ser utilizado tanto en espacios abiertos como cerrados, independientemente de la distancia de seguridad interpersonal, "que se deberá seguir manteniendo cuando sea posible con la excepción de las unidades familiares", ha incidido Moreno.

Esta medida fue propuesta por el propio presidente andaluz para su correspondiente estudio por el Comité de Expertos el pasado sábado durante una visita a la Ciudad Autónoma de Ceuta. Tanto ese día como hoy, durante el Foro Andaluz de Universidades Públicas, Moreno ha puesto de relieve que nos encontramos en el ecuador de la pandemia, con el virus aún entre nosotros. Con relación a esto último y, pese a que los brotes que han surgido en Andalucía en los últimos días están controlados, el número de contagios ha bajado y siguen descendiendo los hospitalizados, ha instado a los andaluces a no bajar la guardia y a estar en permanente alerta y vigilancia ante los nuevos casos.

Durante su intervención, Moreno ha destacado igualmente el momento de gravedad en relación con la Covid-19 que está viviendo Cataluña, donde viven cerca de un millón de andaluces que con la llegada del verano muchos deciden volver a su tierra. Todos estos factores, tal y como ha señalado, han llevado al Gobierno andaluz a extremar las precauciones en la comunidad.

Esta medida, que se han acordado por unanimidad por el Comité de Expertos, ha sido adoptada teniendo en cuenta la situación actual epidemiológica de Andalucía y se plasmará, junto a otras, en una Orden de la Consejería de Salud y Familias de la que se informará en el Consejo de Gobierno de este martes y donde se acordará un paquete de medidas preventivas ante el virus. Asimismo, se toman de forma preventiva para evitar circunstancias anómalas que puedan desencadenar en un problema mayor de Salud Pública. De igual modo, se ha acordado hacer partícipes de dicha Orden a las corporaciones locales en el régimen de vigilancia y sanción ante su posible incumplimiento.

"A pesar del calor, las dificultades y las limitaciones, nos tenemos que acostumbrar a llevar la mascarilla de forma permanente. Con el uso de la mascarilla, el riesgo de contagio de reduce al 1%", ha afirmado, al tiempo que ha anunciado que esta medida entrará en vigor a partir del miércoles 15 de julio a las 00.00 horas.