Trabajos de un plan de empleo

“Tipografía”

Con una partida de 622.000 euros el Ayuntamiento de Écija podrá realizar en los próximos meses un total de 63 contrataciones a través del Plan AIRE de la Junta de Andalucía, una cantidad de contratos muy inferior a la de otros planes de empleo del Gobierno autonómico.

La Junta de Gobierno Local ha aprobado este miércoles la aceptación de esta subvención que permitirá desarrollar un total de 14 proyectos realizando para ello 63 contrataciones de seis meses de duración.

Para realizar estos proyectos se van a realizar contrataciones para la dinamización del servicios comunitarios, la puesta en valor de servicios turísticos y el yacimiento arqueológico de Plaza de Armas, la adecuación de zonas verdes, el mantenimiento de centros educativos, la mejora de instalaciones deportivas, trabajos en materia de movilidad y eliminación de barreras y refuerzo de personal en servicios municipales como la Oficina Municipal de Atención a la Ciudadanía o el Registro Municipal. También se han planteado proyectos para la Entidad Local Autónoma de Isla Redonda.

Este plan de empleo como en anteriores se establecen franjas de edad y a cada una de ella se le destina una cantidad para contrataciones. De este modo para jóvenes entre 18 y 29 años para Écija se destinan 295.000 euros. Para desempleados de entre 30 y 44 años la cantidad asignada es de 181.000 euros y el resto para los mayores de 45 años.  

El Gobierno local ha destacado que el Plan AIRE puesto en marcha por la Junta de Andalucía supone un recorte considerable en recursos económicos con respecto a otros planes de empleo. En el caso de Écija este recorte supondrá que se podrán realizar el 75 por ciento menos de contrataciones que en el último plan de empleo “al menos 220 familias de nuestras ciudad se van a quedar sin poderlo disfrutarlo”, apuntaba la portavoz municipal, Rosa Pardal, quien destacaba que el pasado año se realizaron 290 contrataciones por las 63 que se van a poder llevar a cabo ahora.

Selección de los desempleados

La selección de los desempleados se realizará mediante oferta en el SAE, organismo que proporcionará a los ayuntamientos dos personas candidatas por cada puesto siguiendo unos criterios de prelación.

En primer lugar, tendrán prioridad los desempleados residentes en el municipio que estén especialmente afectadas por la crisis sanitaria. Para determinar en el decreto esta preferencia, se ha establecido que se dé prioridad a aquellos desocupados que, sin haber sido contratados desde el 1 de marzo, sí tuvieron un contrato con carácter temporal en el periodo establecido desde el 1 de marzo al 30 de junio de 2018, o desde el 1 de marzo al 30 de junio de 2019,  en las actividades de servicios de alojamiento (CNAE 55); servicios de comidas y bebidas (CNAE 56); actividades de agencias de viajes, operadores turísticos, servicios de reservas y actividades relacionadas con los mismos (CNAE 79); y actividades deportivas, recreativas y de entretenimiento (CNAE 93).

También se han establecido como prioritarias aquellas contrataciones de personas que no sean beneficiarias de ninguna prestación ni subsidio, seguida de beneficiarios del ingreso por Renta Mínima de Inserción Social en Andalucía, perceptores de subsidios por desempleo, Renta Activa de Inserción (RAI), de Renta Agraria y, finalmente, personas beneficiarias de prestación contributiva por desempleo. A continuación, desempleados residentes en el municipio de referencia, aplicando los mismos criterios de prelación anteriores.

Publicidad
Publicidad