Perro capturado por la policía local

“Tipografía”

Un agente de policía local de Écija sufría heridas en una mano el pasado miércoles cuando acudía a un aviso por la presencia de un perro suelto en el parque San Pablo que estaba suelto y atemorizando a los niños y padres que en ese momento se encontraban en la zona.

Publicidad

Según relatan los sindicatos con representación en la policía local “a la llegada de los agentes al sitio indicado estos observaron como un perro de la raza pastor alemán corría detrás de una niña, la cual gritaba asustada y temerosa”. Los agentes consiguieron capturar al animal y pudieron comprobar posteriormente que ninguno de los usuarios del parque había sido atacado ni sufrido daño, aunque uno de los policías si sufría heridas en una mano durante la captura del perro.

Los agentes comprobaron que el perro de raza pastor alemán no disponía de microchip identificativo por lo que se hace prácticamente imposible localizar a su propietario. Ante esta situación y la negativa de la protectora de animales de hacerse cargo del animal por la falta de espacio, el perro fue trasladado a las dependencias de la policía local hasta el día siguiente que otra protectora se hizo cargo del animal.

Este hecho sirve a los sindicatos para recordar que el Ayuntamiento de Écija no cuenta con “un protocolo eficaz para la actuación con animales abandonados”, señalando al mismo tiempo que existe una ley de 2013 que obliga a ello “después de 5 años de su entrada en vigor, a día de hoy todavía sus responsables municipales no han asumido la competencia que tienen a la hora de velar por el bienestar animal”.

La policía local ha denunciado en varias ocasiones el incumplimiento del Consistorio en lo referente a obligaciones y responsabilidad en relación a los animales abandonados o perdidos.

Publicidad
Publicidad