“Tipografía”

El pleno ordinario del mes de mayo ha debatido reclamar a la empresa encargada del abastecimiento y depuración de agua en Écija, Aqua Campiña, que revierta el acuerdo alcanzado en 2012 que suponía una subida del interés del préstamo que se mantiene con la empresa matriz Aqualia. En este sentido el Grupo municipal de Izquierda Unida, ha señalado que no descarta acudir a la vía judicial si la administrativa no consigue que se vuelva a la situación inicial acordaba con la empresa.

IU ha recordado que fue su grupo municipal quien advirtió y denunció que en el seno de la empresa se había aprobado por unanimidad en 2012, una modificación a un interés fijo del préstamo del 5,6%, en contra de lo inicialmente pactado que los situaba un interés reverenciado al Euribor.

Esta subida ha supuesto, según se detallaba en el pleno, que desde su entrada en vigor se ha pagado 643.000 euros más de los establecido, es por ello por lo que también se solicita de la devolución “de las cantidades indebidamente cobradas”, algo que según interpreta el portavoz de IU “provocó que en 2014 la empresa arrojará pérdidas” y que esto afectase a los trabajadores.

Con este acuerdo plenario se sostiene con un informe técnico que indica un incumplimiento del pliego de condiciones, y abre una vía que de no tener el desarrollo deseado, puede desembocar en la vía judicial “no se descartan acciones legales en caso de no restituirse la situación”, puntualizaba David Delís, quien no se olvidaba de la parte política, recordando que el anterior Alcalde de Écija, Ricardo Gil-Toresano, votó a favor de la subida, por lo que también pide responsabilidades políticas.

Publicidad
PromoBienvenida_web.gif
Publicidad