Iglesia de Santiago en Écija

“Tipografía”

El peregrino que decida hacer el Camino Jacobeo de la Frontera en dirección a Santiago de Compostela, cuando haya recorrido unos 250 kilómetros habrá realizado la mitad de la ruta y entrará en Écija, lugar donde a lo largo de la historia la Orden Militar de Santiago dejó su huella y desde donde hoy se intenta liderar un proyecto que ponga en valor la que fuera una de las rutas del Sur de la península.

Publicidad

Écija quiere ser la sede de una futura asociación que englobe a los municipios por el que discurre este camino que se inicia en la provincia de Cádiz y concluye, después de unos 400 kilómetros, en la provincia de Badajoz pasando por la de Sevilla y en algún momento por la de Málaga.

La idea de la futura asociación que quiere liderar Écija con la sede principal en la ciudad, es un proyecto de cooperación entre todos los municipios que la integran para la protección y promoción del patrimonio y del entorno natural, realizar actividades de difusión y establecer colaboraciones con administraciones.

De momento el proyecto se ha elevado a pleno en el Ayuntamiento de Écija y se avala con un informe realizado por la archivera municipal, Marina Martín, en el que se certifica con datos históricos la importancia de la ciudad y la presencia de la Orden de Santiago en la misma, de la que quedan algunos vestigios como un sepulcro gótico en la Iglesia de Santa María, el que hoy conocemos como convento de “Las Teresas” o la propia parroquia de Santiago, así como algunos huellas en el callejero.

La propuesta salió adelante en el pleno ordinario del mes de julio y ahora se está a la espera de ir contando con adhesiones a la misma de otros municipios que integran la ruta para que a finales de año se puede llevar a cabo la que sería la asamblea constituyente de la asociación.

En este proyecto se lleva trabajando varios años. En 2016 se inició una investigación al respecto. Un año más tarde se realizó una primera reunión y desde entonces se ha llevado a cabo algunas acciones como la señalización en los trazados urbanos de la ruta.

Ruta por Écija

Los peregrinos que decidan hacer este camino llegaran a Écija desde El Rubio, y durante este tramo transita por los cortijos del Salado, Gallape y La Higuera, cruzan el arroyo del Tomillar y continúa hasta Los Arrieros y las Monjas para seguir hasta la confluencia de los arroyos Blanco y Benavides y continuar hasta Écija haciendo su entrada por la carretera de Herrera hasta la Iglesia de Santiago, donde se establece el kilómetro cero.

En este punto da comienzo el camino por el casco urbano que sigue por calle Santiago, Puerta Osuna, Cánovas del Castillo, Plaza de la Constitución, Cintería, Plaza de España “El Salón”, Del Conde, Puerta Cerrada, San Juan Bosco, zona de El Matadero, calle Huerto, Parteras, Camino del Físico hasta la rotonda con las calles Fran Agustín de los Reyes, Joaquín Rodrigo e Historiador Padre Martín de Roa, en este punto se sale de la ciudad por un camino de gravilla blanca en dirección a Cañada Rosal.