“Tipografía”

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Una de las primeras y felices iniciativas del alcalde Joaquín de Soto fue la construcción de unos jardines en la zona sur de la población que complementaran a los ya existentes en el Paseo de San Pablo. Los ecijanos quedaron gratamente satisfechos ante el anuncio de las obras dado que desde el soterramiento del arroyo de Argamasilla o Matadero la zona de la Alcarrachela quedó incorporada al casco urbano, dándose las condiciones idóneas para la expansión urbanística.

La franja de terreno paralela a la avenida de Italia (hoy de Andalucía), delimitada en la zona norte por la citada vía y, por otra, por los terrenos privados de Antonio Marín, sin uso concreto, salvo la ocupación durante algún tiempo por el Real de la Feria, reunía todas las condiciones para llevar a cabo este fin.

La inauguración de los bellos jardines tuvo lugar con motivo del 18 de Julio del año 1961, a las diez y media de la noche. Fueron bendecidos por el arcipreste de la ciudad, y simultáneamente se procedió al encendido del alumbrado público, la Banda Municipal entonó el himno de Écija.

Desde entonces y pese a sufrir el cambio de denominación y una posterior reforma, este paseo sigue siendo uno de los principales lugares de recreo de los ecijanos

Fuente. Memoria de una Década 1960-1969. Juan Méndez Varo

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Publicidad
Publicidad