“Tipografía”

El secretario del Sindicato Andaluz de Bomberos (SAB) en Sevilla, Juan Manuel Silva ha lamentado que la declaración como “prescritos” los delitos de lesiones que pesaban sobre 15 vecinos de Écija, como consecuencia del apedreamiento de un camión de bomberos, no ha permitido “entrar en el fondo del asunto” sobre lo ocurrido el 21 de abril de 2008.

Publicidad

En la primera jornada del juicio, apenas cinco minutos después de su inicio, la Fiscalía ha reconocido que los delitos que pesaban sobre estos vecinos de Écija habían prescrito, algo que ha puesto punto y final a los hechos ocurridos hace ahora diez años tras el incendio registrado en una vivienda de la barriada de Las Moreras, donde fallecieron seis miembros de una misma familia.

A juicio de Silva, la prescripción podría derivar de "un fallo en el sistema judicial", lo que ha llevado a Silva a lamentar que el Juzgado "no haya entrado en el fondo del asunto", es decir el ataque perpetrado contra un camión de bomberos tras haber fallecido seis personas en aquel virulento incendio. Al respecto, ha defendido la actuación de los bomberos desplegados en aquella ocasión a cuenta de dicho incendio, señalando que estos profesionales ya afrontan suficientes "penosidades" en su labor, para además sufrir "casi un linchamiento público".

El secretario del SAB en Sevilla, ha manifestado a Europa Press que su organización no tiene "ánimo de venganza" ni "inquina" respecto a las personas acusadas en este procedimiento judicial y absueltas al ser declarado prescrito el delito que se les atribuía, toda vez que los hechos se remontan a 2008, el juicio fue inicialmente señalado para junio de 2016 y fue aplazado en dos ocasiones.

Publicidad
Publicidad
Tenemos WhatsApp 01a