Andrés durante la recepción con el alcalde

“Tipografía”

Tiene once años, aunque a mediados del pasado mes de julio, cuando en aguas de la costa francesa se disputaba el campeonato mundial J18 de vela para no profesionales, aún contaba con 10 años. Se trata de Andrés Segura, un joven ecijano que forma parte de la tripulación del Marbella Team, un barco con el que se ha proclamado campeón del mundo en su categoría.

Publicidad

Andrés confiesa que se lo pasa bien navegando, aunque ello suponga un gran esfuerzo todos los fines de semana, principalmente por los viajes desde Écija a Puerto Cherry, donde entrena.

Cuando a Andrés se le pregunta sobre quien es para él un referente en este deporte lo tiene claro “mi padre”, de quien ha aprendido lo que sabe y con quien comparte tripulación. Su padre, José Miguel Segura, también se ha proclamado campeón del mundo en Les Sables D'Olonne (Francia).

Andrés forma parte de una tripulación donde todos son mayores que él, es el único niño del grupo, pero su trabajo es tan importante como el de los demás “ayudar a sacar y meter la vela más grande del barco, y ayudar en los conflictos que tiene el barco”, dice sin titubear ni un momento.

dQuizás, a su edad, aún no es consciente de la trascendencia que tiene un campeonato del mundo, y por eso es comprensible que no recuerde detalles de cómo ha sido su participación, aunque de algo si se acuerda “ha sido difícil, pero vuelvo a repetir; me lo paso genial”, apostilla, a la vez que asegura sentirse muy orgulloso de lo que ha hecho.

El campeón ecijano ha sido recibido por el Alcalde de Écija, David García Ostos, quien ha destacado el esfuerzo y empeño del joven, y lo ha puesto como ejemplo para otros jóvenes.

Campeonato del mundo

El barco, que ha participado con el nombre de “Puente Romano-Marbella Team”, estaba liderado por el malagueño Pepequín Orbaneja y el sevillano Juan Luis Páez en la caña, y se ha proclamado campeón en la categoría J80 para Corinthian (equipos no profesionales).

El Puente Romano-Marbella Team, con bandera compartida entre el RCM Sotogrande y el CN Sevilla y que fue subcampeón el pasado año en Corinthian (aficionado), acabó cuarto en la clasificación absoluta tras perder la tercera plaza y las opciones de podio en la general en la última jornada.

Pepequín Orbaneja no ocultó su satisfacción por haber "conseguido el título Corinthian" y afirmó que están "pletóricos", además de que han "luchado hasta el final tanto por este título como por el podio en la clasificación absoluta", por lo que se van "muy ilusionados". La tripulación se completa con Josemi Segura y su hijo Andrés, y el gallego Eduardo Reguera.

Publicidad
Publicidad